No te prepares

No te prepares

No te prepares

Es una lástima cuando llega una oportunidad y no estamos listos, por ejemplo: una invitación al extranjero y no tener tu pasaporte en orden, conocer a la chica de tus sueños y no estar presentable, una entrevista de trabajo espontánea y no poder llegar a tiempo, una plática en inglés y no saber el idioma, encontrarte en un elevador con una persona que te puede catapultar en tu proyecto y no tener preparado tu (speech elevator), etc. pero es un acierto cuando estamos listos.

Hay ocasiones en que estamos en el lugar correcto, en el momento correcto, pero ¿qué pasa si no estamos listos? Al final del día la gente entenderá que, si nadie te avisó, podamos contestar lo siento, no estoy preparado y nos van a entender, pero la oportunidad no va a volver. ¿cómo puedo estar preparado si nadie me avisó? Existen oportunidades que así son.

A mí me apasiona dar conferencias, a principio de año me invitaron a un concurso de perdida de peso, el más importante de mi ciudad. Me tocaba dar la conferencia de inicio del concurso el 3 de marzo, pero hubo un inconveniente con la Secretaria de Salud y no pudieron apoyar con el personal que realizaría el trabajo en la etapa de pesajes que se realizó el último fin de semana de febrero.

La organizadora me pidió apoyo, porque le avisaron con muy poco tiempo de anticipación que no contaría con el grupo de enfermeras que cada año realizan esa labor; viendo la situación con gusto accedí.

La logística consistía en Inscribir a los participantes, medirlos, pesarlos y darles una charla de motivación en grupos de 20 personas más o menos. El concurso tiene 9 años llevándose a cabo y tiene mucha convocatoria, los premios son muy atractivos. La platica de motivación corría a cargo de una psicóloga que mandó el Instituto de la familia.

Todos estábamos trabajando solo había pasado una hora, cuando me manda llamar la organizadora; y me dice: Alex ¿Estás listo para dar la plática motivacional? Estar en el momento correcto, en el lugar correcto. Era la oportunidad perfecta para que conocieran mi trabajo, estaba la prensa local, los patrocinadores, personas importantes del estado y más de 800 personas con la intención de perder peso.

Esa oportunidad me abrió muchas puertas, nuevas oportunidades de trabajo, clientes nuevos y disfruté mucho ese fin de semana.

Si te mantienes preparado, no tienes que prepararte. Si estudias todos los días, no tienes nervios 2 días antes del examen, si cada día te arreglas para conocer al amor de tu vida, el día que llega, tú estás listo, si mantienes tu cuerpo con un estilo de vida saludable, estas listo para la foto, la piscina, el viaje, la playa, la fiesta etc.

Si te mantienes preparado, no tienes que preparate     

Alejandro Gómez